D.O.P. Somontano

Hay nubarrones en el horizonte del Somontano. A estas alturas ya es indudable que el importante tirón comercial y de imagen de la zona no ha podido asimilar ni todo lo que se ha plantado (ronda ya las 4500 hectáreas), ni todo lo que se produce (en torno a 12 millones de litros, con unas ventas de poco más de 10 millones de botellas), ni, sobre todo, la gran cantidad de marcas nuevas que han surgido casi de repente. Y no todas (más bien muy pocas) manteniendo el nivel de calidad que ha hecho popular a la zona. Las cifras no tienen ni de lejos las dimensiones del déficit de otras comarcas productoras pero algunas bodegas han dejado de comprar a proveedores y en una zona en la que hay poco mercadeo de uva libre, algunos se plantean seriamente arrancar las viñas. La alternativa sería la que han adoptado algunos, construir bodega, pero tal como está el mercado más vale armarse de paciencia si se elige esa alternativa. O hacer vinos grandes que superen las dificultades a base de calidad. En la DO Somontano ese camino es menos complicado que en otras zonas vecinas. Aquí se ha traspasado la barrera del aprecio popular;  el nombre del Somontano ha llegado a un segmento amplio de consumidores que lo reciben sin problemas, con imagen de calidad y con actitud favorable. Aunque todavía se oiga cambiar su nombre por somóntano, en esdrújula.

La Zona

Está situada en la zona centro de la provincia de Huesca, en el área de transición entre el valle del Ebro y los Pirineos, a una altitud entre 350 y 650 metros sobre el mar. Tiene tres partes, más llana la mitad sur, la llanura, abrupta la parte norte, las sierras, y de transición el centro, el somontano. Está surcada por los profundos barrancos de los ríos Alcanadre, Vero y Guara, que descienden casi en línea recta desde los Pirineos hasta el Ebro. El viñedo se cultiva en pequeños valles, sobre suelos calizos bastante sueltos y pobres. Clima continental, con inviernos fríos y veranos calurosos aunque con noches frescas. Precipitaciones en torno a 500 mm. por término medio al año.

Las Uvas

Blancas Alcañón, Garnacha Blanca, Macabeo, Chardonnay y Gewürztraminer; tintas Moristel, Parraleta, Tempranillo, Garnacha, Cabernet Sauvignon, Merlot, Pinot Noir y Syrah.

Los Vinos

La DOP Somontano se dio a conocer al gran público con unos sorprendentes blancos de cepas foráneas y luego fue desarrollando una gama de grandes tintos que se unieron a los más ligeros y suaves tradicionales. También hay buenos rosados, bastante aromáticos y frutales.

Comentarios

Deja tu comentario

Últimas entradas